FrikArte

[Opinión] ¿El público se ha vuelto exigente o es que yo soy una snob?


Pilar Baena 13 abril, 2012 7
[Opinión] ¿El público se ha vuelto exigente o es que yo soy una snob?

Me llegan muchas voces críticas sobre el descontento general con la ficción televisiva nacional. Mis amigos, mis twitteros, mis compañeros de clase…Ahora somos más porculeros a la hora de mostrar si una serie nos parece una bazofia. Hacemos hashtags imposibles en twitter y los expandimos como la pólvora, hiriendo las sensibilidades de más de uno (sobre todo del equipo que forma parte de la producción criticada).

Nuestros comentarios son ácidos y directos. Sabemos cuál es el problema y proponemos soluciones. El público ya no se traga cualquier cosa. ¿Pero somos público?

Leyendo el artículo sobre LunaCalenda (se acorta el título desde ya) de Alberto Rey, me paro a pensar sobre sus palabras “No está hecha para que los cuatro gatos que vemos ‘Mad Men’ o ’30 Rock’ le dediquemos nuestro tiempo, no es para nosotros.”

¿Quién es ese nosotros? Yo me he considerado público desde los cinco añitos que me pasaba las tardes soñando con casarme con Remington Steele. El terreno nacional nunca me ha entusiasmado. Recuerdo que Al salir de clase no marcó mi vida, ni Compañeros. Series que iban destinadas a mi generación y que mis compañeros de clase adoraban, a mí simplemente me aburrían. Alguna vez las vi pero se debía más que nada a que no echaran otra cosa interesante en la tele. ¿No formaba ya parte de ese público que buscan las cadenas?

Las series no son mi vida, pero si gran parte de ella. Creo saber qué serie es buena y cuál mala. No me hace falta visionar muchos episodios para reconocer un producto de calidad. Pero ¿quién me ha dado voto? Si Luna Calenda me pareció un horror y arrasó en audiencia ¿tengo yo más razón que esos tres millones de personas que siguieron la serie?

En twitter leí varios comentarios positivos hacia el primer episodio y me sorprendió que todo el mundo se enganchase a algo que a mí me estaba aburriendo horrores. Cuando en mi casa me dicen que una película es mala, les contesto que es que ellos no la entienden o no les gusta. Pero en el caso contrario, cuando yo digo que es mala es porque es mala de verdad. ¿Me he convertido en una snob? ¿Estoy sufriendo de la crisis existencial del crítico televisivo?

Ya no sé meterme en la piel del espectador medio. No sé lo que pensará la vecina del quinto sobre el último episodio de Aída (no tengo vecina del quinto porque vivo en un unifamiliar, pero queda bien). Los blogs no los leen este público medio ¿pero qué pasa con la radio y periódico? Programas como LaScript o blogs como La Quintatemporada analizan el mundo del cine y series actual, pero estos medios están destinados a un público selecto ¿snob y gafapasta?. Una conversación íntima entre nosotros porque hace tiempo que la ficción española se ha olvidado de nosotros.

¿Ya no importamos?

Esperemos que la innovación aparezca en las televisiones españolas y que un día de estos podamos disfrutar de una serie nacional no por las gracias que soltamos en twitter, sino por sus guiones.

Fuente: Yoqueríatrabajarenelcrónica

facebook comments:

Escribir respuesta  

Conéctate desde la web, facebook, twitter o gmail para escribir un comentario.

7 Comentarios  

  1. Ana Mocholí
    Ana Mocholí 13 abril, 2012 a las 10:01 PM -

    ‘Compañeros’ y ‘al salir de clase’ tampoco marcaron nada en mi vida, aunque me gusten las series moñas de vez en cuando estoy de acuerdo contigo. Pienso que los que buscamos más que lo que ponen en la tv lo encontramos en la red y también puede que no seamos la mayoría.

  2. Moisés Valderas Álvarez
    Moisés Valderas Álvarez 13 abril, 2012 a las 10:51 PM -

    A mi se me cae la cara de verguenza con series como El “saquemos a Mario Casas sin camisa sin escusa todo lo que podamos” Barco. O El “saquemos a Ana de Armas enseñando carne a tope” Internado. La verdad es que el panorama nacional, ni en series ni en cine ha sido nunca de mi agrado, al menos en cine muy de cuándo en cuándo encuentra uno grandes películas, en series mas bien poco… 7 vidas, Médico de familia… series de aquella época xD.

    • Pilar Baena
      Pilar Baena 13 abril, 2012 a las 11:12 PM -

      Pero después son todo un éxito entre el público. ¿Y a nosotros cuándo nos van a hacer una serie que nos interese?

      • Moisés Valderas Álvarez
        Moisés Valderas Álvarez 13 abril, 2012 a las 11:40 PM -

        Le dan al público español lo que piden… y el público español ve gran hermano, ve Sálvame, ve supervientes, hombres mujeres y viceversa, etc… y hacen series de sus gustos porqué es lo que vende. Para saciarme ya tengo a las series americanas y/o británicas.

  3. JavierMelendez 14 abril, 2012 a las 9:26 AM -

    Algunos comentaristas de series talluditos no quieren recordar que mucho antes de ‘Médico de familia’ se crearon en España series de calidad y gran empaque visual. Este “olvido” viene propiciado por guionistas y otros miembros de la industria que consideran (por ignorancia o intereses) que la ficción en televisión parte de ‘Médico de familia’.

    La televisión española de los 70 e incluso los 80 no tenía que envidiar a la BBC ni en guiones ni en presupuestos.

    En los 90 se hicieron quizá, algunas de las series norteamericanas más horribles que se recuerde. La prueba es que ‘Al salir de clase’ podía competir con ‘Salvados por la campana’. Ese fue el declive de las series USA en la parrilla española. Los polis, médicos y periodistas USA fueron sustituidos por españoles. Hasta que la HBO dio un golpe de estado en televisión.

    Vamos, que la ficción española está anclada en muchos aspectos en la época de ‘Salvados por la campana’. Hay renovación argumental (lobos, piratas, ciencia-ficción), pero con estructuras y estilos anquilosados.

    Llegará el momento en el que una productora española romperá la baraja. Quizá ahora, a pesar de la que está cayendo.

  4. Marta Tajuelo Martín
    Marta Tajuelo Martín 14 abril, 2012 a las 12:10 PM -

    A mí me pasa igual! Me he vuelto una criticona de la televisión y las series españolas… Así que me siento identificada totalmente con lo que dices. De hecho, rara es la vez que veo la televisión si no es para ver el fútbol o las noticias.. Ahh! y a mí tampoco me marcaron ni Compañeros ni Al Salir de Clase. Y por supuesto, tampoco vi Nada es para Siempre… xDDD

  5. Cati Gómez García
    Cati Gómez García 14 abril, 2012 a las 2:56 PM -

    Yo era una asidua de la ficción española hasta que me di cuenta que no me enganchaba lo suficiente. Descubrí las americanas y encontré la variedad y la originalidad que a las españolas les falta. Pero romperé una baza en favor de algunas series españolas. Por ejemplo, El Internado. Creo que su primera temporada es más que correcta, e incluso la segunda. Su error? Alargarla difuminando al máximo el argumento y llegando a un punto que no tenía ni pies ni cabeza. Ese es el gran error de la ficción española: capítulos excesivamente largos que han de rellenar con tramas que no tienen ningún interés y alargar la gallina de los huevos de oro sin lógica alguna. Punta Escarlata me pareció una gran serie, por ejemplo, y lo fue porque sólo tuvo una temporada. ¿Y qué me decís de Crematorio? La trama sobre la corrupción urbanística era brutal, y sí, también tuvo una sola temporada. De los últimos estrenos me gustó Gran Hotel. Sí es cierto que tiene mucho que ver con Downton Abbey… Lo que mirándolo de otra manera, es el intento de hacer una serie de la calidad de la británica. Siempre será mejor la original, claro, pero aplaudo el intento. También tenemos Gran Reserva (si llegamos a ver la tercera temporada algún día), una de las series de más calidad de la actualidad. Por otro lado, en comedia, Aquí no hay quien viva o La que se avecina son productos muy competentes que han hecho del humor absurdo su bandera.

    La desgracia de la ficción española es que esté dominada por las serranadas, por series sin pies ni cabeza como El barco donde lo importante es sólo enseñar cuerpo… Y la obsesión de las cadenas de tener productos para toda la familia, con tramas insufribles de niños, cuando siendo una serie de las 22h no tendrían ninguna necesidad. Pero se busca el producto fácil, como el fast food, que requiera esfuerzo mínimo del espectador medio. Pero cuando la televisión española se atreve con productos adultos consigue mejorar sustancialmente la calidad de la serie, aunque no siempre les compense las audiencias…

    Yo soy de Lost, de Friends, de Fringe, de The Big Bang Theory o Modern Family… pero no quiero perder la esperanza de que en España, de tanto en tanto, también se pueden hacer buenos productos… si se atreven.